Posteado por: Fabricante de mentiras | 18 julio 2011

Taller de Poesía para adultos mayores

La poesía es

tener 50 años o más,

canas y arrugas en el cuerpo

y lentes para leer.

La poesía es

que te inviten a tertulias

homenajes a Góngora

Pound, Neruda o Juarroz.

La poesía es

andar con mi libreta

solo

en este geriátrico

que se cae de mirarlo.

La poesía

soy yo ahora.

Entonces,

¿qué de mis primeros versos

cuando joven?

Eso no era poesía.

Eran juegos

palabras

nada más.

Digo y recontra digo

poesía

es este cuerpo viejo que les habla.

—¿Está bien, profe?

—Bien, Roberto. Interesante la mirada etaria. Pensaba en Rimbaud, que escribió su obra a los 15 años.

—Bueno, ¡pero fíjese de quién me habla! Yo hablo de mí en lo que escribí.

—¡Ay, Roberto! Ud. es todo un poeta.

—Gracias, Estelita, y Ud. es mi musa.

—Ya que estamos, Estela, ¿nos quiere leer lo que escribió?
—Sí.

Cuando niña

mi mamá me decía

no te acerques a extraños.

—Perdón, ¿tiene título?

—Ah, sí: “Como dos extraños”.

—Gracias, siga, por favor.

About these ads

Insulte tranquilo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: